Home >>  Venecia  >>  Carnavales de Venecia

Carnavales de Venecia


“Está bien enloquecerse una vez al año”. Esta frase resume la esencia del Carnaval de Venecia. Uno de los carnavales más antiguos y famosos de Europa, el Carnaval de esta ciudad de Italia se reconoció en 1296 y se ha popularizado por sus extrañas y maravillosas máscaras que pasean antes de Cuaresma por la mágica ciudad de Venecia. Una buena época para viajar a Venecia de otra manera.

Los orígenes del Carnaval de Venecia

Máscaras Carnaval de Venecia

La Venecia de la edad media era una sociedad muy oligárquica, y el carnaval servía para dar a las clases humildes la ilusión de ser iguales a los poderosos, cubriendo ambos su rostro con una máscara. Unas máscaras que se acompañaban con sombreros tricornes, los “bauti” (capuchas y capas) y los “tabarri” (mantos). Pero los carnavales de Venecia también buscaban que las clases altas se liberasen durante unos días de las ataduras morales propia de los poderosos.

Hay una serie de disfraces tradicionales que aún perduran en los carnavales actuales, como el de la comedia del arte o el Arlequín. Esos disfraces jugaron un papel clave en una época en que todos se volvían iguales y todo parecía estar permitido en las calles. Porque es al aire libre donde se disfruta el Carnaval de Venecia, también hoy en día.

 

Fechas del Carnaval de Venecia

El Carnaval de Venecia comienza, como corresponde, con la celebración más antigua: la Fiesta de las Marías, que data de 1039 y convoca al desfile de un cortejo por San Pietro di Castello, que culmina en la Piazza San Marco. Al día siguiente, llega el desfile inaugural y entonces toda Venecia se envuelve en un cantar de gesta donde el teatro al aire libre, los conciertos y los mercados de máscaras y comida conquistan los campi (plazas) de Santa Margherita, Sant’ Angelo y San Stefano.

Hoy, el carnaval empieza doce días antes de Cuaresma y termina el martes de carnaval. Durante estos días, el disfraz y los desfiles son los protagonistas. Los trajes que se utilizan son característicos de los años 1700 y abundan las maschera nobile, que es una careta blanca con ropaje de seda negra y sombrero de tres puntas.

Tanto los venecianos como muchos turistas de todo el mundo se engalanan con máscaras y disfraces para danzar cada febrero por las mágicas callejuelas de esta encantadora ciudad que se llena de bailarines, acróbatas y teatro.


Etiquetas: ,

Ofertas de viaje a Perú

  • Enlaces